skip to Main Content
228344000 contacto@cmi.cl Nataniel Cox #1558, Santiago Centro

Hongos en la piel

Son infecciones que se dan por diferentes tipos de hongos, que se desarrollan en la piel, pelo y uñas.

Los síntomas de estos son, manchas rojizas u oscuras que aparecen en la piel, granos rojos, piel escamosa e irritación. No es común que estos hongos generen complicaciones, pero al  rascarnos mucho puede provocar erosiones en la piel, las que se pueden ver infectadas por bacterias.

Se pueden evitar siguiendo una dieta rica en nutrientes, buena higiene, y evitando la humedad, secando muy cuidadosamente las partes del cuerpo más propensas, como los pliegues, entre los dedos de manos y pies, ingle y axilas.

El área de la medicina encargada del tratamiento de estos hongos es la Dermatología, si presentas algún síntoma, no dudes en consultar con un especialista.

Otitis externa

La otitis externa es una dolorosa irritación del conducto auditivo externo, esto ocurre cuando el agua derrite la cera protectora del oído, lo que provoca el desarrollo de hongos y bacterias en el lugar.

Los síntomas de una otitis leve son dolor e inflamación del conducto auditivo, sensación de oídos tapados y algunas veces salida de pus por el oído. Es más común en época de verano en los niños, producto de los largos tiempos que pasan jugando en el agua. En casos más graves, el dolor es mayor y se acentúa al tragar, pudiendo disminuir la audición, cuando esto ocurre y no se lleva un tratamiento a tiempo puede provocar una infección crónica.

Se puede evitar, manteniendo los oídos siempre secos, utilizando gorros en la ducha y la piscina, otra opción para la  época de verano es utilizar tapones especiales para evitar que el agua entre en el conducto auditivo.

El área de la medicina encargada del tratamiento de la Otitis es Otorrinolaringología.

Golpe de calor

El golpe de calor se da por una exposición prolongada al sol, la realización de ejercicio en ambientes de alta temperatura y escasa ventilación, o una mala hidratación. Esto se ocasiona por la pérdida de agua y sales que son indispensables para el funcionamiento del cuerpo.

Los síntomas principales son mareos, confusión, desorientación, dolor de cabeza, enrojecimiento de la piel, náuseas y vómitos.

 

 

Back To Top